Yazd-Kerman-Lut Desert-Birjand

 

19-01-2019 / 02-02-2019

 

Pedaleando por otro planeta…

 

1025 Km (8.550km total)

15 Dias

2 dias reposo Kerman Hotel (7 Euros)

11 Camping salvaje

2 Invitados familia

Ruta aproximada

Dia 

163,164,165-Yazd (Hotel x 6,50 Euros)
166- Bafgh.75km.480m (Camping)
167- Syryz.125km.620m (Mezquita…mucho frio)
168- Rahim Abab. 105km. 520m (Camping)
169,170- Kherman. 54km. 350m (Hotel)
171- Feyzabad.80km.1200m (Camping)
172- Kahlut.75km.120m (Camping)
173- Desierto.60km.340m (Camping)
174- Desierto.74km.650m (Camping)
175- Dehsalm.36km.100m (Camping)
176- Nehbandan.86km.820m (Invitados familia)
177- Castillo abandonado.82km 730m (Camping)
178- Escuela 45km 1000m (Camping)
179- Mazhan 62 (112 carreteras)

180- Birjand 66km.(Hotel x 7 Euros)

//

Tras pasar tres relajados días visitando la pintoresca ciudad de Yazd nos ponemos de nuevo en ruta! Finalmente hemos decidido continuar dirección Este; la zona fronteriza con Afganistán tiene sitios como el desierto de Lut que realmente nos interesa visitar y por supuesto pedalear… leyendo información y mirando una y otra vez el mapa de esta parte de Irán nos da la impresión de que queda fuera de las típicas zonas turísticas así que sin lugar a duda ese es nuestro lugar! Desiertos de ensueño, montanas a 3000m, y una cultura rica y cambiante son un poco de lo vivido durante estos increíbles 1000 km que se han convertido en lo mejorcito hasta ahora de nuestro viaje! ( Quizás en cada nuevo post diré lo mismo…pero así es…simplemente increíble!)

Pensábamos que partiríamos solos porque la idea inicial de Gary era continuar dirección sur… pero tras pensárselo se dio cuenta de quien son los que molan y se apunto a hacer unos pocos kilómetros mas con nosotros! Bueno pocos… tras Kherman se animo de nuevo a venir a la montana con nosotros y de ahí al desierto y de ahí… de ahí nos despedimos! En el medio de la nada! Genial pedalear por 450 kilómetros mas juntos… tras 4 meses pedaleando solos se agradece tener un poco de buena compagina ( sobretodo a la hora de hacer camping salvaje en el medio de la nada… estaba claro que si alguien venia a atacar el campamento al primero que atacarían seria a él y Thomas y yo tendríamos tiempo para escapar tranquilamente). Las cosas a tres se viven de otra manera y por un tiempo es bueno cargarte con una energía diferente 🙂

Ultimo día en Yazd visitando el templo del silencio de la religión zoroastrismo
Yazd

El trayecto de Yazd a Kherman lo hicimos en 4 rápidas jornadas! Visto y no visto… Viento a favor nuestros primeros dos días y prácticamente plano…Resultado?? Los kilómetros sumaban sin darnos cuenta. Hicimos todo el trayecto por una ruta secundaria sin apenas trafico y rodeados de un desierto de roca que en ocasiones se convertia en arena que solo se veía alterado por la imponente presencia del tren…una serpiente metálica que atravesaba esta árida zona con pasajeros, gas y otras mercancías.

Tren de pasajeros

La primera noche hicimos camping metiendonos desde la carretera un poco dentro del desierto…los atardeceres con este decorado son especialmente mágicos, por lo que hemos cogido la mecánica de a las 4 de la tarde comenzar a buscar un sitio para poner la tienda para así tener tiempo de montar todo el campamento y después ya relajados observar los intensos cambios de colores que se dan sobre los cielos tan azules y sin nubes del desierto. Una vez que es de noche, hora de cocinar la cena, hacer una pequeña hoguera y directos al saco de dormir a leer! Vida simple!

Esperando el atardecer

Amanecimos con mucho viento, no fue tarea fácil plegar la tienda y compania pero de malas maneras guardamos todo y nos pusimos a pedalear!

Primeros camellos en nuestro viaje 🙂

Los primeros km los pasamos con el viento a favor de nuevo! Pero no todo puede ser bueno y al final del día el viento se nos puso de contra y fuerte…La ultima parte de la carretera fue especialmente intensa. Teníamos 50 kilómetros sin absolutamente nada hasta un pueblo que vimos en el mapa donde quizás podíamos pasar la noche, hacia mucho frio y sobre todo viento y no había muchas zonas donde poder protegerse… era posible acampar pero estaba claro que seria una noche un poco difícil para dormir fuera!

Hora de comer!
Carreteras perfectas… a veces

Finalmente logramos hacer 125 kilómetros hasta el minipueblo donde había un pequeño restaurante que nos ofreció dormir en la mezquita al resguardo de la tormenta de arena que vimos se estaba comenzando a levantar! En este pueblo aislado 60 kilómetros a izquierda y derecha la economía se centraba fundamentalmente en dos sectores; Minería y Agricultura. Aunque algunos trabajan de forma continua en las minas la mayoría solamente hacen este trabajo por unos meses al ano cuando hay menos que hacer en los campos de agricultura… y es que nos encontramos en el Valle de Rafsanjan mundialmente conocido por la plantación del árbol del Pistacho (mas de 2000.000 Ha de las variedades Ohadi y Kalehghouchi). Desde esta zona hasta la ciudad de Kerman hemos visto como este fruto seco se convierte en un monocultivo que domina todo el paisaje llegando hasta las faldas de las montanas mas lejanas.

Irán es el primer productor de pistachos del mundo, aunque se cree que esta planta proviene de Afganistán los principales productores históricos han sido Irán, Turquía y en mucho menor escala Siria y la área norte del Mediterráneo: Grecia y Sicilia. Esta planta en comparación con otras provenientes de esta parte del mundo, ha tenido una expansión lenta (atribuida generalmente a la época romana) y no demasiado amplia geograficamente hablando. La principal razón de que se haya extendido lentamente es debida a la dificultad del injerto, es un árbol prácticamente imposible de injertar directamente en el campo y mas en secano, mismo en los viveros lo porcentajes de existo son bajos en comparación con otros arboles frutales por lo que no todo el mundo ha tenido la paciencia… ademas hasta los 7 anos aproximadamente no comienza a dar frutos y es un árbol un poco sensible con respecto a ciertas plagas…no es el cultivo mas sencillo del mundo vaya! Pese a todo esto países como Estados Unidos (como no!) comenzaron en los anos 70 con el cultivo del pistacho… La cosa no fue evidente, pero en los viveros de california consiguieron un cambio en la reproducción vegetal de la planta desarrollando porta injertos en macetas e injertado en vivero que tenia una tasa de éxito mucho mayor por lo que cada ano han ido creciendo en hectáreas plantadas hasta situarse en el segundo productor del mundo. Una autentica sorpresa y una nueva razon por la que competir en algo mas entre estos dos paises tan amigos…

Paises productores de pistacho

Volviendo con Irán, de toda esta producción se exporta más del 50% sobretodo a Rusia, China, Irak y algunos de los países del Golfo Pérsico. Y…por supuesto! Volviendo con nosotros… Cuando pasamos la noche en este pueblo un paisano vino a ofrecernos una cajita de pistachos para que los probásemos! Como no! Pura energia…
Aunque si forzábamos un poquito al día siguiente podíamos llegar directamente a Kerman decidimos hacer una noche mas de camping para ver la luna llena que según Gary seria roja… Hacia un frio horrible!! Todas estas noches cuando amanecimos el agua de la bici estaba congelada!La maldita ola de frio de la que todo el mundo hablaba sentimos hasta dentro del desierto! Pedaleamos entre pequeños pueblos y campos de pistachos hasta que a 35 kilómetros de la ciudad nos decidimos parar a dormir en un edificio abandonado con buenas vistas a los pistachos y a la luna que brillaba fuerte fuerte pero que de roja no tenia nada! Por lo menos en esta parte del mundo! Aun así siempre es un placer observarla con un buen te caliente antes de ir a dormir en una noche de las mas frías desde hacia tiempo.

Campamento montado y la luna al fondo
Amanecemos con sol pero congelados!

La llegada a Kherman no fue como Marco Polo relata en sus escritos cuando al igual que nosotros siguió esta ruta desde Yazd… la majestuosa ciudad de la que él hablaba ahora es una ciudad moderna completamente reconstruida en el ultimo siglo… tiendas, luces, colores… consumismo en estado puro! Se salva la zona antigua del Bazar como de costumbre y la zona mas periférica de la ciudad que era donde se encontraba la antigua ciudad… personalmente y como me esperaba nada que me hiciese quedarme allí mas de dos días… los justos para planificar la segunda parte de esta ruta… porque si por algo era solamente especial esta ciudad es porque se encuentra “casi” a la entrada del majestuoso Desierto de Lut.

Kherman
Zona preparado y secado de briks de tierra en las montanas cercanas a la ciudad
Briks de tierra en diferentes estados de secado

Nuestra idea era desde Kerman atravesar los Montes Payeh que hacen de frontera entra la ciudad y el desierto. Podriamos visitarlo por uno o dos días ( solamente el principio donde están las famosas estructuras de Kaluts) y después volver 60 kilómetros atrás y continuar dirección la ciudad de Bam… pero algo sucedió en nuestras cabezas la ultima noche en el hotel de Kerman, que estábamos mirando el mapa de papel y veíamos la carretera que atravesaba todo el desierto de Lut y por un conjunto de razones nos vimos directamente cruzando todo aquello… hacerlo suponía cambiar de ruta…dejar de lado el sur y subir directamente al norte, Mashad, para una vez por todas hacer la visa de Turkmenistán, por lo menos probar y continuar la ruta planeada al inicio! Atravesar ese desierto parecía una buena aventura… el lugar mas cálido del planeta registrado y 250 kilómetros sin nada! Como dice Thomas cuando planeas un viaje en bicicleta alrededor del mundo siempre imaginas que llegara un momento en que tienes que cargar agua y comida para varios días… un momento en que estarás perdido de toda civilización… finalmente la realidad es que estos momentos no llegan habitualmente, hoy puedes encontrar una pequeña tienda prácticamente en todos los lugares, al igual que agua y si apuras un poco hasta una red wifi! La decisión estaba casi tomada pero decidimos dar el si o el no definitivo cuando estuviésemos en el pueblo del desierto hasta donde habíamos planeado ir con Gary si o si y desde donde podíamos meternos de lleno en el desierto o continuar a 3 dirección Bam.

Desde Kerman nos dirigíamos al pueblo de Shiz 60 kilómetros dentro de las montanas. Después de mucho tiempo ese día haríamos una nueva col a 2700 metros de altitud, la mas alta en lo que va de viaje. Aunque pensábamos que seria una subida un poquito dura (desde 1700m) finalmente fue bastante light y solo se complico los últimos 7 kilómetros que fue mas empinada.

Cuando estábamos subiendo en altitud solo mirábamos la montana de enfrente en busca de la carretera por la que supuestamente pasaríamos ( parecía una montana imposible de atravesar), pero no veíamos nada… cuando estábamos a 2700 tuvimos la sorpresa de encontrarnos un viejo túnel que perforaba la montana durante casi 2 kilómetros! ( A veces amo los túneles!). Y desde el otro lado ya lo que quedaba era lo bueno… normalmente teníamos una bajada enorme hasta el desierto que se encontraba a 300m… aunque no la hicimos en el mismo día ese día conseguimos bajar hasta 1000m! ( Nada mal de ya 1700 metros de descenso).

Los paisajes eran alucinantes, grandes cadenas montañosas a 3500m de altitud y sin una mancha de nieve, colores verdes, marrones y amarillos e imposibles formas fruto de la curiosa geología del lugar a lo largo de toda la bajada hasta que llegamos a Sich, el esperado pueblo de montana que suponia una especial parada para nosotros porque allí se encuentra uno de esos viejos arboles de Irán, en este caso un ciprés de 800 anos. En este país se encuentra el segundo árbol mas viejo del mundo después del famoso pino de Matusalén en California ( 5000anos), un ciprés de 4000 anos que se encuentra a 100 km de la ciudad de Yazd. (Ciprés de Abarkuh). Aunque este no le pudimos visitar tener delante uno de 800 anos nos hizo las 3 personitas mas felices del mundo por unos minutos!

Los cipreses, así como otros arboles de hoja perenne como el cedro, el mirto o la palmera datilera, son de un valor especial en la cultura iraní. En diferente épocas se plantaron estos frondosos arboles, sobre todo el ciprés, en zonas desérticas…acerca del poque hay numerosas historias incluidas aquellas mas misticas que decían que estos arboles asustaban a los monstruos que habitaban en el desierto. Numerosas expresiones en farsi hacen poesía con connotaciones referidas a estos arboles, y desde tiempos antiguos se han encontrado inscripciones o dibujos donde este árbol aparece como un elemento sagrado. Leyendo alguna de la poesía o de las expresiones en farsi que hacen alusión al ciprés tengo que decir que son magnificas!! Este árbol tiene múltiples significados en el pasado para los iranís.

Tras recargarnos de energía a la sombra de este gigante continuamos la ruta dirección desierto, aunque sabíamos que no haríamos toda la bajada pedaleamos hasta las 4 y pico de la tarde cuando encontramos un spot inmejorable para poner la tienda… La bajada fue para vivirla… creo que no hay fotos que puedan transmitir lo que se siente en momentos así, cuando estas pedaleando con los colores del atardecer, con una temperatura perfecta, paisajes que te quitan la respiración y en buena compania…felicidad! Nuestra mayor inquietud en ese momento era lo que todavía nos encontraríamos al día siguiente si ese día no había parado de ser alucinante en cuanto a paisajes!

Y una vez mas… campamento, atardecer, cena y té caliente mirando las estrellas y esperando a que aparezca la luna antes de meternos al saco de dormir a encender el ebook! Aunque prácticamente todas las noches hacíamos un pequeño fuego ( sino estaríamos dentro de la tienda de campana a las 5 de la tarde) los últimos días habían sido siempre mini fuegos porque no encontrábamos madera, pero este día!! Buena hoguera amigos y amigas… nos pasamos como una hora a recolectar madera muerta en el cauce del rio, ahora seco, y tuvimos fuego por mas de una hora hasta que la luna nos dio las buenas noches y una noche tranquila en un entorno inmejorable!!

A la mañana siguiente la bajada continuo hasta llegar a Shahdad un Oasis en medio de toda esta árida zona y justo antes de adentrarnos al desierto. Desde este pueblo hasta el sitio desde donde se pueden observar los Kaluts, el comienzo del desierto, teníamos 40 kilómetros, nuestra idea inicial era pasar la noche acampando allí y después volver hasta el mismo pueblo para continuar la ruta en dirección Bam, pero si Thomas y yo decidíamos continuar la ruta del desierto dirección Nehbandad y no volver por el mismo camino era el ultimo lugar donde podíamos comprar comida y cargar agua. Sin mucho planear nos cargamos 7 litros de agua por bicicleta y comida para 4 días máximo de independencia…estabamos listos!

Shahdad, por fin algo verde!

Sobre este desierto habíamos leído un poco de todo (historias varias al estar cerca de la frontera con Afganistán), pero la realidad es que es una ruta asfaltada por donde pasan camiones que hacen la ruta ( esto nos dio mucha seguridad por si necesitábamos agua o pasaba algo con las bicicletas), donde las personas locales nos habían confirmado que era segura, y donde a la entrada y a la salida había controles militares. Así que consideramos que era totalmente seguro atravesar el Desierto de Lut.

Al final del post explico mas específicamente como nos preparamos para atravesarlo; Litros de agua, comida, temperaturas y kilómetros recorridos.

Una vez cargados nos pusimos rumbo esta vez si al desierto! Era nuestro ultimo día juntos antes de separarnos y todos estábamos bastantes emocionados de lo que nos encontraríamos en 40 kilómetros. ( Ademas a la mañana siguiente era el cumpleaños de Thomas!!)

Desde que dejamos atrás la “ciudad” de Shahdad los colores comenzaron a cambiar y nos metimos de pleno en una larga recta con pequeñas subidas y lo mas importante con un asfalto “casi” perfecto. Durante los primeros kilómetros pudimos comenzar a ser testigos de la naturaleza salina de este desierto cruzándonos con pequeños riachuelos donde se podía ver la costra de minerales evaporados como es el caso de la sal.

Encontrábamos también todavía vegetación, pequeñas dunas de arena donde los arboles crecían en la superficie.

Los locales llaman a esta formación Nebkas y así es como yo la conocía también… Sin embargo hay una cosa que no llegue a comprender bien ( problemas de las lenguas!). Allí me dijeron que estas formaciones son un sistema de supervivencia especial desarrollado por el árbol y sus raíces para acumular reservas de agua…también otra opinión es que son arboles especiales ( no llegue a saber el nombre en latín) que cuando sus hojas caen hacen estas montanas que se cubren de arena y después retienen el agua… pero sin embargo lo que yo conozco de los Nebkas es que son dunas formadas porque la planta estaba allí ( un obstáculo que puede ser una piedra también) y con la acción del fuerte viento de la zona ha dado lugar a una acumulación de arena alrededor que acaba formando esta pequeña montana, de vez en cuando se juntan varios y forman una mas grande con mas arboles creciendo encima…no estoy segura de la primera explicación, y de si las raíces son menos profundas en este caso que en otros arboles del desierto porque acumulan mas agua en esta montana… quizás un poco! Si alguien sabe la respuesta lo espero por favor!! Tras reflexiones varias creo que es una mezcla de los dos… no creo que es las raíces del árbol las que forman esta estructura de arena ni tampoco las hojas, creo que es por efecto del viento que al impactar con la planta hace que se acumule en ese lugar, y después es posible que el agua se almacene allí cuando hay precipitaciones ( prácticamente nunca) No respuesta clara!

Explicacion que yo conozco

En todo caso el paisaje era alucinante y continuamente cambiante, una vez que pasamos estos primero kilómetros con los Nebkas, dejamos atrás la vegetación por largo tiempo y entrabamos en una zona prácticamente abiótica, hay vida y muy interesante sobretodo con respecto a insectos, pero en ciertos lugares como donde se registro la temperatura mas alta del planeta en 2005, 70 grados, esta claro que mucho mucho no vive… sin embargo cabe destacar que no es una desierto abiótico, y que existe flora y fauna adaptada a estas duras condiciones.

Si!! Duras condiciones! Aparentemente estamos en el lugar mas caliente del planeta! Bueno… cerca… al venir aquí todo el mundo presume de esta anécdota pero la realidad es que el punto donde la NASA registro esta temperatura (70 grados) esta bastante alejado de allí donde pueden llegar los turistas… zona de roca volcánica bien negra al noroeste! Aun así desde la primavera las temperaturas aquí se disparan y debe ser prácticamente imposible visitar esta obra de la Naturaleza incluida desde hace unos anos en el patrimonio mundial de la UNESCO.

Si algo cabe destacar de este desierto es su variedad con respecto a los ejemplos que podemos encontrar de estructuras formadas por la erosión del viento considerándose el mejor ejemplo del mundo en cuanto a este tipo de formaciones. Todo en una extensión de algo mas de 300 kilómetros… una gran llanura salina situada al este, desiertos pedregosos en el centro, increíbles cañones, los famosos kaluts en la zona central y un gran erg de arena con inmensas dunas que incluyen las mas altas del mundo (alcanzando hasta 475 metros) al sur.

Un desierto en continuo cambio y evolución dado que la fuerza de la erosión es muy muy elevada!! Todo esto se debe a su situación geográfica. Irán forma parte del cinturón afroasiatico de desiertos que van desde las islas de Cabo Verde hasta Mongolia y en esta parte al Este del país las características son cuanto menos especiales sobretodo en cuanto a vientos. Existe un fuerte gradiente de presión de norte a sur que se desarrolla en la región en primavera y verano y que provoca que fuertes vientos NNW-SSE soplen en el área entre junio y octubre de cada año. Estos largos períodos de vientos fuertes impulsan los granos de arena a gran velocidad, creando el transporte de sedimentos y la erosión eólica en una escala grandísima. Es gracias a este fenómeno que podemos hoy disfrutar de formaciones como los famosos Kaluts o yardangs como lo conocemos en español, crestas rocosas que pueden llegar a medir hasta 75 metros de alto formados por la erosión del viento y el impacto continuo de las partículas de arena. Hay yardangs en diferentes partes del mundo pero estos son ampliamente considerados como los mejor expresados ​​en el mundo en términos de extensión, continuidad ininterrumpida y altura.

Así que ahí nos encontrábamos ansiosos de poder ver y conocer este desierto que había surgido de forma tan imprevista en nuestro viaje! Pedaleo tras pedaleo y ya con el atardecer a media hora comenzábamos a ver de lejos los famosos kaluts y sus increíbles formas.

Hay una zona donde todo los turistas iranís se juntan sobre todos los viernes y los sábados ( el fin de semana para ellos) para pasear alrededor, hacer picnic, montarse en camello, en 4X4, todito todo nivel turista!! Pensábamos no encontrar demasiada a gente por allí pero por casualidades de la vida estábamos en Viernes! Así que un poquito de movimiento había… sin esperar demasiado continuamos pedaleando en busca de un lugar tranquilo y solitario donde poner la tienda y poder observar la locura de paisaje que teníamos alrededor.

Empujando un poquito las bicicletas sobre la arena se puede llegar a tener el spot perfecto para acampar!! Tan tan perfecto que en mas de un ano acampando alrededor del mundo podemos decir que este lugar entra entre en nuestro top 10! 🙂

Difícil de explicar lo que un paisaje como este transmite… mirarlo te hace amar la naturaleza, te hace reflexionar una vez mas con lo que es capaz de hacer, de como es capaz de sorprenderte, la belleza que el viento en contacto con la roca y la arena puede llegar a crear es simplemente alucinante. Creo que ni el mejor arquitecto del mundo si intentase copiar la belleza de estas estructuras podría llegar a hacerlo. Es único… y por muchas fotos que ponga por aquí ( que tengo millones… os podéis imaginar) hay que estar allí para vivirlo! Cada perspectiva te hace ver algo diferente, si te mueves un poco, caminas 200 metros a izquierda o derecha o te subes a una roca… todo cambia y encuentras nuevas formas que antes no habías visto, cada cual mas increíble… top top!

Con una sonrisa enorme en nuestras caras y después de relajarnos con un atardecer mas organizamos el campamento y la temperatura era tan perfecta que pudimos estar hablando fuera de la tienda hasta tarde ( 8 de la noche!!)… La situación? 12 grados aprox y una luna todavía “casi” llena que nos hacia poder apreciar estas imponentes estructuras también por la noche.

Yo ya comenzaba a estar inquieta porque al día siguiente era el cumpleaños de Thomas y los cumples me ponen nerviosa!! (Thomas sin embargo creo que casi ni se acordaba). El problema cuando pasas 24 horas sobre 7 días a la semana con tu pareja es que organizar o simplemente escaparte para comprar algo un poco mas especial es muuuuy difícil! Apenas estamos en ciudades y cuando pasamos ambos sabemos lo que tenemos que hacer y si uno hace un movimiento extraño ambos haremos suposiciones sobre que algo se pasa… jajaja

Durante quizás una semana yo me imagine hacer miles de cosas, desde comprar fuegos artificiales a alquilar una moto en el desierto para que Thomas la conduciese por sitios perdidos… pero la realidad es que todo esto ( incluidos los fuegos artificiales para niños) es difícil de encontrar aquí ( lleva tiempo) y en el caso de la moto el problema es que no podemos utilizar tarjeta de crédito por lo que desde que entramos de Turquía tenemos el dinero contado para pasar máximo 3 meses… así que bueno pese a no tener una moto siendo realistas Thomas tuvo uno de esos cumpleaños que creo son para recordar toda la vida…

En lo poco que pude llegar a escaparme en Kherman sola compre varias bolsas de gominolas Haribo que él adora comer ( le veo muchas veces mirándolas pero cuando mira el precio siempre las deja de nuevo en la tienda)… alguno que otro dulce, café y globos para adornar su bicicleta sin que el lo supiese y que se la encontrase asi al despertarse por la manana!

Todos coincidíamos en que no podía estar en mejor lugar para entrar en los 33… el paisaje era inmejorable mirases en la dirección que mirases y solo había empezado el día… después entraríamos en el desierto y comenzaríamos nuestra ruta tan ansiada para atravesarlo!

Antes de esto y en una mañana relajada estuvimos recorriendo los alrededores y subiendo a algunas rocas para hacernos con diferentes perspectivas del lugar, era nuestros últimos momentos con Gary del que nos despedimos unas horas después… cada uno en una dirección y una despedida particular, en el medio de la nada y en el cumpleaños de Thomas! Retomábamos el equipo a 2!

La verdad que yo no me pare a pensar mas de la cuenta acerca de atravesar este desierto, vi que había camiones que pasaban y esto me dio la suficiente tranquilidad para saber que si necesitaba agua u otra cosa había alguien mas en la ruta… cuando comenzamos a pedalear Thomas me pregunto si no me impresionaba entrar dentro de este desierto, que hasta Gary se lo había preguntado… Si te pones a mirar Internet hay miles de historias sobre el desierto por su proximidad de Afganistán, porque es la ruta por la que pasan los traficantes y un largo etc… miles de historias que no me impresionan y que cuando hablas con los locales son ciertas un 1 por ciento. Al igual que cuando atravesamos el Sahara Occidental o Mauritania hemos podido comprobar que los desiertos son y serán zona de trafico… esta claro y mas si están cercanos a fronteras… si conoces bien las entrañas del desierto nadie te podrá encontrar atravesando tu mercancía, es por eso que en cada desierto hay varios controles militares en diferentes puntos son clásicas zonas de trafico. Pero seamos realistas… los traficantes no van a atravesar por la única carretera asfaltada del desierto, ellos tienen 4X4 para pasar por zonas aisladas, y si lo hacen nosotros en principio no tenemos nada que ver con el tema. Con esto quiero decir que esta ruta es una ruta completamente normal, que puede suceder algo como puede suceder en cualquier carretera de Irán. Yo soy la primera que si veo un mínimo riesgo o algo que no me convence no cojo la carretera porque se que estaré pensando todo el tiempo y pasándolo mal pero este no es el caso… Todas las decisiones que tomamos están aunque no lo parezca bastante reflexionadas en nuestras cabezas y por nosotros y por las personas que queremos nunca nos pondríamos en peligro solamente por tener una buena aventura!!

Ruta segura en la actualidad, confirmado por los locales, por los policías y por nosotros tras hacerla!

Comenzamos tarde después de una mañana tranquila y logramos hacer 60 kilómetros con subidas y bajas continuas y con un leve viento en contra… en estos primeros km los paisajes fueron increiblemente cambiantes…Comenzamos con los kaluts que alcanzaron diferentes tamaños y formas llegando en cierto momento a incluso hacer un mar de pirámides.

Después los grandes espacios se abrían a nosotros con de repente imponentes cañones y rocas modeladas con increíbles formas por la acción del viento… desde lejos parecían ciudades formadas por grandes edificios todos con el mismo tamaño y color…una ilusuion optica super realista.

Poco a poco dejamos atrás las grandes montanas que parecían ser transformadas en pequeñas rocas que formaban extensas hamadas de piedra con diferentes colores dependiendo de donde miraras. Durante varios kilómetros el color dominante fue el morado y puedo decir que es una de las cosas mas bonitas que mis ojos han visto!

Nos paramos un montón para sacar fotos o para simplemente observar este paisaje totalmente nuevo para nosotros, era como pedalear por otro planeta. Para terminar el día no pudimos elegir un sitio mejor, vimos una pequeña montana a mano derecha y decidimos empujar la bicicleta/ pedalear para poner el campamento detrás… justo para el atardecer!

Ambos adoramos este sitio de rocas moradas y grandes espacios… ver la tienda y las bicicletas desde lejos nos hacia reír porque parecían miniaturas en medio de ese decorado… Mirases donde mirases no se veia el fin…ni si quiera veíamos la ruta por donde habíamos venido. Observamos el atardecer hablando de la suerte que teníamos de conocer sitios como este, el silencio puro.

Nos hicimos una cena un poco mas especial y tras cantar el cumpleaños feliz, reflexionar sobre la vida y soplar las velas nos metimos a la tienda en este paisaje lunar.

En el medio de la noche yo me desperté analizando donde estaba, imaginando en mi cabeza la opción de vista aérea de google maps, visualizando el mapa del mundo, entonces irán, entonces el este del país, el desierto, y dentro del desierto haciendo un gran zoom nuestra tienda… un mini punto en esa inmensidad! Me entro un poquito de miedo… pero después reflexione sobre lo incoherente que era tenerlo, es alucinante como hoy en día el ser humano se siente mas seguro y tranquilo en medio de una ciudad con ruido y contaminación que en medio del silencio sin nadie a 200 kilómetros a la redonda… yo de vez en cuando todavía tengo que trabajar con estos estúpidos miedos! Pero intento poner rápido los pies sobre la tierra y darme cuenta de que estoy en el lugar adecuado… 🙂

A la mañana siguiente llenos de energía y motivación continuamos pedaleando por desiertos de piedra morada! Buena temperatura y cielo azul… en ocasiones si había alguna subida mas pronunciada un poco de calor pero en general todo fue perfecto.

Los colores comenzaron a cambiar en cierto momento y se mezclaban con amarillo y negro mas al fondo… todo un mosaico de colores! Aunque ese día hubiésemos podido llegar al pequeño pueblo que vimos sobre el mapa que había decidimos acampar a 30 kilómetros porque teníamos agua suficiente y comida todavía, así que contábamos con terminar todo y reponer alforjas al día siguiente en la tienda.

Fue un día intenso porque los últimos km tuvimos bastante viento, el desierto es fuerte y eso lo hemos comprobado en pocos días! Te seca la piel, los labios y al final del día te duelen hasta los ojos de la intensidad de la luz, los colores y el viento… creo que hacer kilómetros en estas condiciones lleva bastante mas energía que normalmente y al final del día lo sientes… a las 8 de la tarde estamos profundamente dormidos!

Por la mañana nos encontramos de nuevo con las montanas y para variar con un paisaje cambiante… tuvimos una buena subida pero también una buena bajada hasta el pueblo que nunca olvidaremos! Nuestro paraíso! Para llegar el desierto se volvía amarillo y comenzamos a ver camellos, algunos salvajes en las zonas de montana y a medida que nos acercamos al pueblo eran ya domésticos ( fácil de reconocer dado que les atan las piernas delanteras una a la otra para que no vayan muy lejos).

Dehsalm este pequeño oasis fue la máxima sorpresa para nosotros! Nos imaginábamos, porque lo habíamos visto en el mapa, que tenia un palmeral, pero no nos imaginábamos esas dimensiones! Un pueblo autentico y súper antiguo a las faldas de la montana con casas de tierra y camellos “aparcados” en la puerta de atrás… un inteligente sistema de canales recorría todo el palmeral haciendo el mejor uso posible del agua que llegaba hasta este lugar y que hace millones de anos dio lugar a un asentamiento!

Aunque en la tienda había menos de lo esperado, algunas latas de conserva y un poco de pasta si que encontramos, decidimos instalarnos en el palmeral para pasar el día y relajarnos.. parece mentira que después de solo 3 días te pueda poner tan contento ver agua por todos los sitios y color verde!

Las palmeras de dátiles y el arroz son el principal cultivo en este pequeño pueblo, así como todo lo referente a los camellos que rulan por todos los alrededores. Decidimos preguntar en el centro del pueblo ante la multitud que nos observa sin decir nada si alguien podía darnos un lugar para darnos una ducha rápida! Una mujer se ofreció directamente y nos llevo a su casa donde nos duchamos y lavamos a mano la ropa que habíamos utilizado durante esos días que estaba llena de tierra! Nos invitaron a te y a comer e insistieron en que nos quedásemos a dormir… pero como pudimos le explicamos que no nos podíamos resistir a acampar en ese magnifico palmeral!

La gente del pueblo alucinaba de vernos con las bicicletas… de vez en cuando alguien se acercaba hasta el fondo del palmeral para mirarnos y después marcharse sonriendo… toda una experiencia. Varios días hemos pensado en este pueblo y en que tendríamos que habernos quedado mas días por allí 🙂

Al día siguiente nos pusimos rumbo 50 kilómetros hasta el siguiente pueblo. Tuvimos un pequeño pase de montana donde vimos alguna cantera de mármol y donde por primera vez nos encontramos con unas construcciones plantadas en el desierto con una gran cúpula donde hacia súper fresco y que podían resultar geniales para acampar en algún momento… después nos las encontraríamos en muchos otros sitios pero descubrimos que algunas están repletas de agua porque en verdad esa es su función! Mantener agua fresca y no para dormir!

Llegamos al pueblo ya mas grande y normal, clásico pueblo de carretera, en principio desde allí reponíamos comida y continuamos por una pequeña carretera por el desierto rumbo norte, dirección Birjand… pero la carretera que aparecía en el mapa de papel no aparecía en maps me o windy maps, los gps que utilizamos y aunque al final la encontramos no nos inspiraba demasiado… el paisaje se había convertido en un desierto de color amarillo mas duro y sobretodo hacia mucho viento! A todo esto hacia casi una semana que habíamos salido de kerman y que habíamos estado sin Internet por lo que yo estaba un poco preocupada con mi familia y lo que pudiesen imaginarse así que pensamos que la mejor opción era ir hasta la “ciudad” mas cercana a 50 km e intentar tener Internet y reponer allí comida y demás antes de continuar.

El viento ese día fue fuertisimo en estos últimos km! Avanzamos lentamente y llegamos finalmente de noche a la ciudad de Nebandhan, pero antes como viene siendo costumbre el camino decidió sorprendernos una vez mas y nos encontramos con las “ montanas de marte” como las llamaron los locales de la zona por su extraña apariencia… un conjunto de mini montanas algunas, otras con tamaños mas normales apiladas super juntas que recuerdan a una maqueta de montanas plegadas con sus mini formas perfectas…están formadas por sedimentos y debido a la rápida erosión del viento y la lluvia se han dado estas formas tan extrañas a veces y sus característicos colores que van desde verde a rojo.

Era el lugar perfecto para acampar pero no teníamos comida con nosotros! Y recordamos que íbamos en búsqueda de Internet! Así que continuamos nuestro camino a la ciudad…

La ciudad resulto ser un gran pueblo, como dice Thomas a veces creemos que por llegar a una ciudad vamos a encontrar maravillas pero en verdad no hay mucho mas que en la tienda del ultimo pueblo…nos paramos a cenar y en ese momento se acerco a nosotros una familia muy simpática que nos invito a pasar la noche en su casa… la verdad que estábamos bastante perdidos, no veíamos que había lugares con wifi, era de noche y hacia frio… así que nos fuimos con ellos! Una buena ducha y la hospitalidad de compartirnos el Internet de su teléfono para poder dar noticias a la familia!! Fueron tremendamente simpáticos con nosotros y fue un placer compartir con ellos una tarde… especialmente con la pequeña de familia, una niña de 7 anos llena de curiosidad y preguntas!

Desde este lugar para ir a Birjand, la próxima gran ciudad donde teníamos pensado parar por algún día, estábamos obligados a coger la nacional por 50 kilómetros y después teníamos dos opciones, continuar la nacional directamente hasta Birjand 120 Km , o coger una ruta pequeña que atravesaba una zona de montanas que parecía interesante en el mapa… bastante desnivel y 90 km mas hasta llegar a la gran ciudad en comparación con la nacional pero tras dudar por algún momento decidimos que realmente teníamos curiosidad por conoce los pueblos de la montana en esta parte del mapa… Salimos de la nacional al final del día y tras 10 escasos km encontramos un castillo abandonado donde nos decidimos a poner la tienda de campana esa noche!

Llegamos justo para el atardecer y todo parecía maravilloso… cenamos, leímos y nos dormimos profundamente hasta que de repente nos despertamos con el ruido del viento que amenazaba con destruir nuestra querida tienda! Cuando miramos el reloj no nos lo creíamos! Eran solo las 11 de la noche… el viento era fuertisimo, pero decidimos esperar para ver si se calmaba, si no habíamos pensado en plegar la tienda e ir con el saco de dormir a la única torre del castillo que quedaba en pie a pasar la noche al refugio del viento… Soplo por algo mas de una hora y todo se nos lleno de arena, había relámpagos y de vez en cuando caían algunas gotas de agua, pero el viento no las dejaba caer por largo tiempo… vaya que estábamos dentro de una buena tormenta de arena. En ese momento comprendimos los gestos de un señor que en la mezquita del pueblo anterior donde nos habíamos parado cuando le dijimos que dormíamos en la tienda se volvió loco intentaba explicarnos algo así como “ viene una tormenta de arena”… ahora lo comprendíamos!

Esperamos y esperamos y después de 1 hora todo se calmo así de repente, ni un ruido, nos dormimos profundamente después de 1 hora de estrés y preocupación ante esta nueva situación!!

Como era de esperar por la mañana amanecimos con viento… pero con optimismo! Comenzamos a pedalear y desde el minuto 1 era cuesta arriba… una cuesta tras otra, en ningún momento plano! Hicimos en todo el día 43 km y 1200m de desnivel, al finalizar el día estábamos a 2200m. Tuvimos mucho viento y esto hizo mas duro el día, pero aun así en ningún momento esto nos quito el animo… siento ser pesada pero los paisajes eran simplemente increíbles! Las montanas y sus colores eran mágicos, pero lo que mas especial hizo esta ruta fue los pueblos que nos cruzamos… pueblos arrinconados en las faldas de las montanas, hechos con tierra, camuflados en el paisaje, pastores que con sus cabras y su turbante imponían solo con su presencia, campos de agricultura en lugares imposibles… pueblos que cuando me paraba a mirarlos coincida con Thomas en decir que eso era para mi un patrimonio de la humanidad, que es para conocer lugares como estos por lo que viajamos… estos lugares tan insólitos y auténticos son los que de verdad te remueven por dentro y te ocasionan toda clase de preguntas…

Toda la gente que nos cruzábamos local que se movía de un pueblo a otro en moto se paraba para preguntábamos que hacíamos allí y darnos indicaciones sobre la ruta… finalizamos el día en un pueblo de 4 casas en medio de un gran plano a 2000 metros antes de que al día siguiente comenzásemos la gran bajada.

Hacia mucho viento y frio! Y vimos que había un edificio que al parecer hacia de escuela en ocasiones… nos acercamos a una de las casas y preguntábamos si podíamos poner la tienda al abrigo dentro, como era de esperar no había ningún problema y allí que nos instalamos felices de no luchar esa noche de nuevo con nuestro amigo el viento.

Al poco de montar la tienda se acerco un hombre que vivía en la casa de enfrente y nos invito a ir a cenar a su casa, fuimos a ver el momento en que metían a todas las cabras dentro de la casa para pasar la noche y darles de comer y despues nos metimso todos a la casa… Matrimonio, abuelo y dos ninos por el momento ( y dos mas en camino en la tripa de la mama), una familia tradicional de la montana con la que nos entendimos como pudimos para entender que era lo que plantaban, y que hacían con las cabras que tenian… mantequilla, leche y carne es la respuesta. Como era de esperar la cena era carne… resumiendo un buen cocido de garbanzos de esos que en invierno te calientan el alma! Se ponían como medio plato del cocido con mucha salsa y después partían pan hasta hacer una masa completa con todos los ingredientes.

Por primera vez vimos como los hombres fuman opio. Forma parte de la cultura aquí, viene de Afganistán y aunque esta prohibido la gente de las montanas y sobretodo los pastores como el nos cuenta lo fuman cuando salen a la montana por varios días con los animales… en este caso no salia a la montana pero según el hacia frio y eso le ayudaba a mantenerse mas caliente!

Por la mañana no nos dejaron marcharnos sin desayunar con ellos de nuevo unos huevos de sus gallinas fritos en mantequilla de sus cabras… madre mía que explosión! Aunque intente al máximo que fuese Thomas quien se lo comiese estaban bien atentos a mirarme y confirmar que yo también me lo comía… me estuvo repitiendo ese sabor tan intenso todo el día… eso si cargados de energía nos marchamos!

Estábamos motivados porque ahora lo que venia era la gran bajada de las montanas dirección la ciudad, aunque en el mismo día podríamos haber llegado a la ciudad de Birjand, como teníamos 120 km calculamos que llegaríamos un poco tarde así que decidimos hacer unos 70km y dejar un par de horas para el día siguiente llegar temprano a la ciudad e ir directos a un hotel.

Fue un acierto porque a 70 km nos encontramos con un pueblo simplemente mágico!!! MazhanRegalos del viaje… Al principio habíamos cogido la carretera de Kerman para ir a visitar Bam, una ciudad que desde que vi una foto al entrar en Irán deseaba con todas mis fuerzas conocer! Un pueblo de tierra a los pies de un castillo inmenso… cuando decidimos hacer la ruta del desierto renunciamos a Bam, pero cuando nos encontramos este pequeño pueblo todo fue recompensado! La gente no entendia porque habiamos parado alli con la bicicleta… y yo no entendia que no lo entendiesen senalandoles su pueblo!

Es maravilloso cuando por casualidad nos encontramos con sitios como este que no están reconstruidos, donde todavía viven como normal personas mayores que se dedican a la agricultura del arroz y donde se guardan los animales que les dan de comer… un pueblo con vida! Ciudades como Yazd u otras son increíbles a visitar pero están reconstruidas en gran medida, y aunque es necesario la esencia no es la misma…cuando paseo ( o pedaleo) por pueblos como este me transporto a todas esas imágenes que tenia en mi cabeza cuando leía libros de diferentes viajeros que hablaban sobre los pueblos de tierra de esta parte del país… ahora puedo comprobar que esa belleza y armonía de la que hablaban es real.

Intenso viaje, intensos 1000 km… demasiadas “nuevas cosas” para nuestras cabezas… una gran experiencia este pedaleo por paisajes de otro planeta, con personas en ocasiones tambien de otro planeta… caras duras, morenas, ojos marrones y negros, turbantes y mas turbantes que hacen que hasta las personas se camuflen con los paisajes…

La llegada a Birjand fue esperada, llegamos realmente cansados y con ganas de descansar, lavarnos, lavar nuestra ropa y sobretodo nuestra bicicleta que llavaba miedo desierto encima! Para todo esto encontramos inesperadamente el mejor lugar, el HOTEL SEPEHR que pese a ser un hotel de categoría cuando entramos a preguntar el precio y vimos que se salia de nuestras posibilidades decidieron ayudarnos interesados por nuestra historia y nos dieron un súper precio! Piscina incluida!

El manager del hotel resulta que ha estudiado también Ciencias Ambientales y es profesor de biodiversidad en la Universidad, por lo que fue realmente interesante hablar con el cuando nos invito a un té… me dio buena informacion acerca de la agricultura de la zona, de la flora y fauna y demás curiosidades del lugar!

De verdad encontrar este lugar ha sido una suerte para también entre otras cosas escribir este post, no es fácil encontrar buen Internet donde se puedan subir fotos y etc.

En los próximos días nos ponemos dirección Mashad, dirección Norte. De nuevo pequeñas rutas como plan y un poco mas de montana y desierto. Después cruzamos los dedos para que nos den la visa de transito Turkmenistán y que podamos seguir nuestro viaje exclusivamente overland… Meternos de lleno en la ruta de la seda por carretera es lo que de verdad queremos, veremos si también es lo que quiere el destino!

A la proxima!!

//

Información detallada travesía Desierto de Lout

Carretera Nehbandan-Shahdad

Lo primero de todo para situarse y alucinar un poquito tenéis que en google maps poner la visión en satélite y buscar esta ruta… es increíble la buena imagen que se puede tener del desierto desde esta imagen aérea. Podéis ver exactamente la carretera, la zona de kaluts, la zona de dunas… nos hemos pasado horas mirando las formas que se dibujan en este decorado de otro planeta! Solo poned en google Shahdad Kalouts / Kaluts hasta Nehbandan ( como planificar ruta) ponéis la versión en satélite, disminuís el zoom y podéis ver todas estas formas y zonas de las que hablo.

Sobre km…

-Desde Shahdad, el ultimo pueblo, hasta los Kalouts 47km (Nada en el camino)

-Dede los Kalouts hasta una gasolinera ABANDONADA 27Km ( En la gasolinera no hay agua pero hay un cuartel de militares a los que puedes pedir).

-Desde la gasolinera al pequeño Oasis de Dehslam 137km ( Nada en el camino en el pueblo de Dehslam hay agua y una pequeña tienda con algunas latas de conserva).

-De Dehslam al próximo pueblo 47 KM ( Gasolinera y dos tiendas mas grandes donde encuentras todo).

-Nehbandan 35 KM ( Encuentras todo pero no hay hotel u hostel).

Resultado → 300 kilómetros de carretera → 212 km sin nada

Nosotros nos cargamos con 7 litros de agua cada uno en Shahdad pero en esta época del ano puedo decir que no tuvimos ningún con problema con respecto al agua ( Nos planeamos 2 litros de agua por persona y día). Tuvimos 25 grados máximos durante el día y 10 por la noche por lo que bebimos mas o menos normal. A esto se le suma que pasan camiones y algún que otro coche, en nuestra opinión el agua en esta época no es nunca un problema, los camiones pueden darte todo el tiempo. A nosotros nos ofrecieron algún 4×4 con turistas, coches particulares y camiones. Hay trafico, no súper continuo pero hay.

Respecto a comida cargamos para pasar 3 días independientes, como tuvimos mucho viento hicimos pequeñas jornadas de 50km hasta los Kaluts, 60 km, 74km y 36Km hasta llegar al oasis de Dehslam donde decidimos quedarnos a relajarnos y no continuar hasta el día siguiente y donde pudimos comprar de nuevo algunas latas y pasta. Comida simple…lata de conserva de alubias súper buenas aquí, pasta ( no es lo mejor para ahorrar agua pero íbamos sobrados) con un bote de salsa ( dos días), frutos secos, dátiles y pasta de sésamo como alimentos energéticos, unas pocas galletas de chocolate, mandarinas, pepinillos, tomate y queso para comer con pan a la hora de a comida ( la cena es la comida mas elaborada), mermelada para la mañana…Ah! Por supuesto! Té y café para lo que solemos utilizar un casi un litro cada mañana… el desayuno es mi momento preferido en este viaje y vida de camping!

Después de todo esto solo queda disfrutarlo!

//

*Recordad para ver toda nuestra ruta y donde estamos teneis que ir a la seccion del menu MAPA, intentamos marcar cada punto en el que dormimos –> http://lespiedsobretierra.com/carte-mapa/

*Para suscribirte tienes la opcion en la pagina principal a la derecha! Escribe tu email y tendras una alerta con cada nueva publicacion!

Abrazos para todos y todas!

1 Comment

  1. Je n’ai qu un mot : grandiose!!!!!entre le récit qui se lit comme un roman, les photos magnifiques, les paysages fantastiques. Que du bonheur de lire ces posts. Alba, il faudra prendre le temps de faire éditer tes récits aussi intéressant sur le plan culturel, social économique et écologique, que sur les aventures que vous vivez. Trop top ton idée de kdo pour thomas. Ce sera sûrement un de ces plus beaux. Bises à vous deux. Bravo, car comme toi, il y a des moments où je ne serai pas rassurée.(le vent, le silence)….

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!