La Guinea Forestal y su Selva Clasificada de Ziama

 

La auténtica selva…

01/08/2018-08/06/2018

 

5 Coches
8 Hombres
0 Mujeres

 

Y por la ciudad de Mamou situada en el centro de Guinea nos habíamos quedado. Este lugar fue para nosotros un punto de reflexión…veíamos que la época de lluvias iba llegando poco a poco y se nos complicaba las condiciones de autostop y trekking. En este punto está la carretera que va dirección la Guinea Forestal y con ello la frontera con Costa de Marfil y también la carretera que baja a la costa en dirección de la capital, Conakry.

Finalmente, y como teníamos pensado desde el principio, pensamos continuar siguiendo el plan inicial de llegar hasta Abidjan en Costa de Marfil, y una vez allí dependiendo de cómo veríamos el tiempo tomaríamos una decisión.

Sin mucho sol y con una banda de niños alrededor nos ponemos a hacer autostop directos. Vamos dirección Kissidougou unos 350 km al este … nos ponemos esta ciudad como primer objetivo… después la idea es ir todavía más al Este. Debido a las precipitaciones hemos seleccionado un poco los lugares y la ruta a hacer y no es hasta unos 500 km de distancia desde este punto donde tenemos otro parque natural que realmente nos interesa conocer y donde en principio sería nuestra siguiente parada larga.

Esperamos por algo más de una hora jugando con los niños y los tirachinas, finalmente se comienza a hacer un poco largo y la moral comienza a decaer en Thomas que teme que se repite la historia de largas esperas de los días anteriores… Pero No!!! Pronto comprobamos que simplemente estábamos esperando al buen coche, porque 15 minutos después dos hombres de Costa de marfil (donde se dirigen) se pararon y se ofrecieron a llevarnos hasta su próximo destino, Kissidougou, 350 km. No lo podemos creer, vamos a avanzar un montón y encima en un buen coche ( se agradece con el tipo de carretera) y además espacio para estirar piernas!

Estos dos amigos vienen de recoger su coche en el puerto de Conakry dado que les sale mas barato comprarlo aquí que en su país donde las tasas de importación son mucho más altas. Sinceramente nosotros creemos que sera la ultima vez que lo harán porque por menos tasas que tengas hacer la carretera de Conakry a Costa de Marfil destroza el coche en 2 dias de viaje. Solo con nosotros una de las ventanillas automáticas se salió por intentar subirla en un momento de fuerte viento ( le sucedió al conductor) y el coche tuvo grandes choques en los bajos por los cráteres que hay a lo largo de toda la carretera…. nos gustaría saber como llego!

Con ellos fue la primera vez que no nos sentimos solos en la desesperación de no encontrar nada para comer en el camino durante todo el trayecto debido al ramadán porque ellos eran Cristianos y estaban en las mismas…

Por todos los países por los que hemos ido pasado, hemos visto y oído constantemente la palabra corrupción por todas las esquinas, pero para ser sinceros con nosotros todavia no habia sucedido nada. Desde que llegamos a Guinea todo el mundo nos había dicho que su policía es una de las más corruptas que existe  debido a que tienen unos salarios hiper bajos en comparación con otros países. Es habitual ver que cuando hay un control de policía al borde de la carretera y hacen el gesto para que el conductor se pare, la población local NUNCA se para y pasa incluso riéndose. Cuando les preguntas te dicen que para lo único que te paran es para pedirte dinero… y así lo comprobamos nosotros. Los marfileños todo inocentes se pararon y el policía al ver que no le podía pillar en nada con los papeles se puso a mirar detrás del coche. Estabamos Thomas y yo sentados en dos asientos y en el otro las dos mochilas una encima de la otra.

Tras mirar al conductor el policía dijo al conductor:

 

-Sabe usted que está cometiendo una infracción verdad?

-Mmmmm No que infracción?

Equipaje irregular y peligroso. Si esas dos mochilas que van ahí en una curva se caen sobre las dos personas que van atrás puede ocasionar graves problemas.

 

Directamente nosotros nos empezamos a reír, y  hasta el mismo, creo que éramos el coche de todos los que pasaron por ahí durante el día que más vacío iba, no es posible que en un país donde los coches van cargados a límites extremos incluidos techos e interior te saquen una multa tan tonta como esta. El tema es que en ese momento que hasta el policia se esta riendo no puedes hacer nada porque si no te la puede liar, así que simplemente negociar el soborno a darle para que por la tarde se tome una cerveza a tu salud… al final lo que le das es el equivalente a un par de euros.

Cuando llegamos a Kissidougou eran sobre las 7 y media por lo que todas las mujeres estaban ya en la calle vendiendo comida. Momento  para ir a comer sino en una hora de nuevo todo está desértico. Como ya era de noche después de llenar los estómagos cogimos una habitación por unos 7 euros tras mucho regateo cerca de la carretera que al día siguiente continuar en autostop dirección Gueckedou.

Estábamos motivados con el stop tras el día anterior, pero éramos conscientes que fue suerte y que la carretera no estaba muy transitada. Además como extra los próximos 200 kilómetros llega la parte más complicada de la carretera…simple pista de tierra sin asfaltar. Esta carretera que une este oeste está siendo hecha por una compañía francesa como gran novedad dado que todas las que hemos visto anteriormente son chinos los que se encargan.

Pasamos todo el día en la carretera, apenas coches privados y las horas comenzaron a pasar. Cambiamos de lugar en tres ocasiones y si no fuese por la eterna compañía de los niños y niñas de alrededor la espera se hubiese hecho eterna! Cambiando y cambiando de posición nos dimos cuenta que ya estábamos fuera del pueblo y que las 7 de la tarde con la ruptura del ramadán iban a llegar así que decidimos comenzar a buscar donde pasar la noche.

Fuimos a una fábrica de cerveza y a un puesto de militares, pero por normas internas ninguno de los dos nos dejaron plantar la tienda… finalmente apareció una niña de unos 12 años con su bicicleta que nos dijo que la siguiéramos hasta su casa que seguro que su familia no tenía problemas en acogernos.

Una vez más siguiendo a una niña nos dirigimos a la familia que nos acogería…. los niños y niñas son sin duda los mensajeros de África.

Llegamos y para nuestra sorpresa pasamos nuestra primera noche con una familia Cristiana. En Guinea, la Guinea Forestal es conocida por el gran número de cristianos que tiene ( especialmente católicos), también hay musulmanes que sigue siendo la religión mayoritaria del país, pero lo que antes era inimaginable ( iglesias en los pueblos junto a las mezquitas o mujeres sin el pañuelo) ahora lo comenzábamos a ver habitualmente.

Con respecto a la etnia y al idioma desde kissidougu estamos con los kissi… de los que no nos enteramos de lo más mínimo cuando hablan…. gracias que siempre está el francés!

Las diferencias de lo vivido con esta familia a todo lo vivido con el resto de familias musulmanas eran muchas, pero lamentablemente nunca tuvimos la ocasión de ver si esto era lo habitual o de esta familia en particular dado que hasta el momento no hemos vuelto a ser acogidos por más familias católicas.

La base AFRICANA está ahí independientemente de la religión. Su hospitalidad, lo atentos que son con nosotros en todo momento y lo dispuestos que están a hablarnos de todo lo concerniente a ellos y a su manera de vivir hace que pasar unas horas con una familia siempre sea un aprendizaje increíble y un intercambio intenso. Respecto a las diferencias de tratarse de una familia cristiana desde el primer momento eran notables. Para empezar la pareja solo tenía dos hijos, ambos eran profesores, padre y madre. Es la primera vez que estamos una familia donde la mujer trabaja en un sitio publico y de carácter “oficial”. La mujer, por supuesto, no lleva el velo, las niñas se muestran en todo momento cariñosas con su padre al que le llaman “papa” primera vez también, y lo más chocante hasta los padres se dan cariños en público o se llaman “amor” algo que obviamente nunca hemos visto con una familia tradicional musulmana y que choca después de tanto tiempo. Aparentemente todo fue totalmente diferente, pero no hemos podido comprobar como decía si es lo habitual o es que esto era una familia de ositos muy cariñosos todos con todos y todas. Nos dieron una habitación para poner la tienda y al día siguiente tras un buen desayuno todos juntos nos pusimos en la carretera suplicando movernos aunque sea los 80 km que nos separaban por esa horrible y difícil pista del pueblo de Gueckedou.

Tras algo menos de una hora un Guineano representante de una pequeña organización que daba mini-créditos rurales a los habitantes de algunos de los pueblos que atravesaríamos nos llevó hasta Gueckedou y nos paró en la pista que seguía dirección Nzerekore en el este, a unos 300 km. Era pronto y estábamos motivados, pero la realidad es que no pasaba apenas nadie por la pista. Ya nos habían advertido que al estar súper próximos con la frontera de Liberia tuviésemos cuidado , porque había personas de Liberia en esta parte que se emparanoiaba cuando veían blancos y se pensaban que eran espías… no me digas de que… así que como no nuestra experiencia la tuvimos!

En esta espera de repente apareció un hombre de unos 30 años con su moto y se paro enfrente nuestro cogiendo directo sin preguntar el tabaco de Thomas que estaba en el suelo. Cuando yo le dije que no estaba demás preguntar su respuesta ya nos hacía imaginar lo que vendría… “ ese tabaco estaba en el suelo, que es mi tierra, osea que puedo cogerlo porque este es mi lugar y no el tuyo y todo lo que hay en este suelo pertenece a Guinea”. Ok. La cosa prosiguió con que nos identificasemos, que le diésemos el pasaporte, que qué hacíamos allí esperando… y continuó con cosas surrealistas como porque llevábamos tatuajes y pendientes que eso era típico de la época esclavista bla bla bla cosas sin sentido pero que tras una hora ahí nos puso en tensión y a mi ya no me gustaba nada. Suerte que pasó un 4×4 y tras unos momentos de incertidumbre llamaron a la policía y nos dirigimos todos al cuartel donde tras explicar la historia nadie sabía quién era el chiquillo en cuestión y allí que le detuvieron y dieron unos buenos palos. Historia finita.

Continuamos haciendo autostop pero ya era tarde y no había movimiento, habíamos comenzado a hablar con las personas de la salida del pueblo y uno ya nos habían ofrecido o dormir en su casa o nos dio la opcion tambien de preguntar en la casa del blanco del pueblo… un párroco de Canadá testigo de jehová que vivía con su mujer… la reflexión de Thomas no estuvo mal… es gracioso que por primera vez vamos nosotros a tocar en la puerta de los testigos de jehová y no ellos a la nuestra. Finalmente nos decantamos por la familia, que al final fue poner la tienda dentro de una casa solos porque la familia ahora no estaba ahí ( menos mal porque fue una noche de lluvia máxima).

Desde kissidougu no paramos de ver carteles informativos sobre las medidas de seguridad para evitar una nueva epidemia de ébola. Estamos en el lugar, Gueckedou, donde comenzó la mayor epidemia por este virus que nunca haya habido en la historia entre el 2014 y el 2016. Más de 11000 muertos, especialmente en Guinea y los países que hacen frontera, Liberia y Sierra Leona. Fue en el hospital de este lugar donde llegaron los primeros casos, al principio no confirmados de ébola, tuvo que pasar tiempo hasta que se descubrió que se trataba de este mortífero virus. El primer infectado fue un niño que murió a los 3 días y posteriormente toda la familia fue cayendo. El hombre que nos acogió nos contó un poco cómo vivieron ese tiempo pero como sin más… a si el ébola!!… vinieron aquí un montón de blancos de esos de médicos sin fronteras todo tapados… Nos contaba como entre ellos no entendían muchas cosas, y que el mismo transporto en su moto a la mujer de un amigo que se encontraba mal al hospital donde luego murió infectada, pero por suerte el después de estar en cuarentena por unas semanas, se confirmó que no lo había contraído. La mayoría de la gente con un poco más de dinero se traslado rápido y por largo tiempo a la capital, Conakry…otros no tuvieron la misma suerte.

Ya por la mañana de nuevo esperábamos nuestro primero salvador o salvadora que nos sacara de ahí ( a 75 km ya había carretera buena otra vez), y por supuesto llegó, esta vez de un camión cisterna de TOTAL que se dirigía ni más ni menos que hasta Nzerekore. A 80 km de la frontera con Costa de Marfil.

 No sabíamos qué hacer porque veíamos que el autostop estaba funcionando muy lentamente y nos sentíamos con la responsabilidad de ir hasta el máximo cuando nos cogía alguien, como en esta ocasión, que avanzaba durante muchos km. Si íbamos hasta el final con el nos perderíamos un parque que en principio nos había creado interés… pero había otro en la frontera con Costa de Marfil, así que decidimos continuar hasta el final del trayecto con el conductor con el que tuvimos un viaje súper agradable. La carretera era alucinante, colinas y más colinas super verdes alrededor… estábamos alucinando.

Cuando llegamos a la zona dell bosque tropical húmedo protegido de Ziama ( Massif du Ziama), el parque en el que teníamos interés a medio camino, el paisaje era una locura. Pura selva. Sin dudarlo le dije a Thomas que ya veríamos cómo iría el autostop después pero que ahí teníamos que parar. Así lo hicimos, nos bajamos en el pueblo de Seredou, el centro de esta maravillosa selva clasificada.

 

Reserva de la Biosfera del Macizo de Ziama

 

Parar en este lugar fue finalmente un súper acierto, un lugar súper interesante. Toda la área de bosque alrededor incluida la parte de Liberia es una reserva natural desde 1932 y mas tarde, en 1980 fue designada reserva de la Biosfera. Son 1,161,70 km cuadrados total de superficie. Aquí albergan numerosas especies de flora y fauna endémicas, especialmente de flora. En cuanto a fauna a destacar que todavía hay una población de elefantes africanos (la última en Guinea) viviendo entre estos bosques… pero por desgracia la población cada vez es menor. Aquí como etnia hay variedad, pero ellos se describen asi mismo como forestales. Con todos los que hemos estado nos han destacado de ellos que al contrario de muchas otras tribus ellos no se mueven de su sitio, en su lugar tienen todo lo necesario para sobrevivir, no quieren emigrar. Solo en algunas de las pequeñas tiendas hemos visto a algún Peul.

Cierto es lo de que tienen todo lo necesario para vivir…. esa posible autosuficiencia es una de las cosas que más nos sorprendió de esta rica parte de Guinea que luego comentaré.

Nada mas bajarnos del camión cisterna yo había visto un cartel que indicaba el Centro Regional de Investigación Agronómica así que le dije a Thomas de ir allí directos para preguntar si podíamos poner la tienda en el recinto, y tener algo de información acerca del lugar y en especial de la agricultura. Nos atendió un hombre súper majo que nos explico todo amablemente, nos dijo que para dormir podíamos ir al centro forestal, 2 km dentro del bosque y que al día siguiente pasariamos por allí y el director nos explicaría todo en cuanto a la agricultura.

Al llegar al centro forestal atravesamos una serrería enorme ( al abandono) que en los años 80 había generado muchísimo trabajo, claro, también había electricidad 24 horas, por lo que toda esa maquinaria podía funcionar. Ahora, desde hace 30 años las grandes máquinas procedentes de Alemania quedan al abandono y los 3 carpinteros que todavía trabajan ahi lo hacen a mano.

Llegamos al centro forestal y lo que nos encontramos nos sorprendió! Hace más de 30 años se decidió hacer una zona de cabañas de cemento dentro del bosque para alquilar a turistas. Para la epoca todavia hoy en dia se puede ver que estaban a todo confort… aire acondicionado incluido!

Nos pusimos a hablar con el jefe del centro forestal y finalmente trazamos el siguiente plan para pasar unos dias alli:

  • Dormir en una de las cabañas del centro forestal por 3 euros la noche los dos, en su plan está en el futuro desarrollar el ecoturismo y subir los precios, pero siendo conscientes de que hace años que nadie entra a estas casas y que las condiciones no son para un precio más alto (todavía) nos deja el precio inicial de hace 3 años. No tenemos que negociar, el nos lo propone.
  • Trekking por la selva. Normalmente nosotros nos meteriamos solos, pero esta vez no es posible. Esta vegetación impone y además no hay pueblos en la montaña, a excepción de dos mini campamentos a los que se les respetó el quedarse después de haberse declarado zona protegida y alguna familia que sube durante esta época unos meses para hacer el aceite de palma. Pasariamos un dia de mañana a noche caminando hasta el punto más alto con dos de los guardas forestales jóvenes. Guias + Entrada al parque precio simbólico de 7 euros.
  • Pasar un dia en el centro agrónomo para que nos contasen un poco sobre la economía agrícola del lugar.

Este sitio sin lugar a dudas fue un buen lugar para pasar unos días tranquilos pagando un alojamiento barato y con cosas interesantes que hacer alrededor.

Al día siguiente fuimos al centro forestal donde nos recibieron genial. El Centro regional de investigacion agronomica de Seredou fue creado en 1936 por los franceses durante la colonización como un centro de investigación de plantas medicinales. A lo largo del tiempo ha ido cambiado poco a poco pero sigue siendo una referencia en este ámbito y personas de diferentes universidades alrededor del mundo van a hacer prácticas en biodiversidad o conservación aquí.

Ahora mismo, entre otras, la labor principal es el trabajo con el cacao, café y la palma. Hacen semilleros con diferentes variedades e hibridos para segun ellos “ encontrar el mas fuerte y productivo” despues se lo venden directamente a los campesionos locales.

De Cacao tienen cerca de 100000 plantas en la campaña 2017/2018.Los 5 híbridos de cacao que tienen son de las variedades Forastero y Criollo con los que están experimentando para tratar de dar con una planta resistente a un parásito concreto que ataca frecuentemente a estas plantas. El cacao no es un cultivo tradicional en la cultura de Guinea, viene importado en su mayor parte por Costa de Marfil y un poquito por Ghana y Togo donde se dan las mismas variedades. Las plantas necesitan un tiempo medio de 8 meses hasta que se pueden trasplantar y son plantados por semilla en el semillero. Hoy en dia todas las variedades son híbridos, pero hay un proyecto súper interesante en el lugar de búsqueda de variedades locales pérdidas de café en las montañas. Se ha ido encontrando en pequeños pueblos ciertas variedades que se desconocían o que se creían perdidas y se quiere tratar de conservarlas…

 

De café hay 70000 plantas ; variedad robusta. Al contrario que el cacao este se planta de estaca y tiene que pasar cerca de un año para la venta, los dos primeros meses los cuidados son más intensos hasta que salen las primeras hojas, sobretodo en lo que respecta a la temperatura que tiene que ser constante. La variedad de café más utilizada es la misma que en Madagascar y Togo.

 

Respecto a las palmeras con las que se produce el aceite de palma llega el dato que más nos sorprende… es relativamente nuevo el plantar palmeras para la producción expresa de aceite de palma. Esto se está haciendo actualmente con variedades provenientes de Costa de Marfil más bajas y con mayor producción, pero anteriormente el 90 por ciento de la producción de aceite de palma en Guinea provenía de palmeras salvajes!!!! Es una locura… actualmente es el 60 por ciento.

Respecto a la producción agrícola local vemos que la mandioca y el maíz en este clima pasan a un segundo plano. Hay producción, pero es menor. Los cultivos principales son el arroz, la producción de aceite de palma ( fotos del proceso al final del post) y poco a poco el cacao y cafe. Normalmente cerca de las grandes extensiones de cultivo de arroz hay cerdos en cuadras que cagan directamente en la plantaciones para abonar. Respecto a cultivos la asociación de cacao, café y palmera suele ser habitual. Junto a esto una gran cantidad de bananas por todos los lados!

Aquí ha diferencia de otros lugares por los que hemos pasados, consumen el propio arroz que ellos producen, también lo exportan a regiones alrededor. La gran cantidad de químicos que se ve, se utilizan para su producción dará problemas en el futuro.. pero hasta ahora no hay ninguna legislación que les informe de los riesgos. Asimismo, el aceite es exportado a toda Guinea, es habitual ver camiones repletos hasta los máximos de unos bidones naranjas típicos vacíos que llegan a esta área para llenarlos de aceite y moverlos en todas las direcciones.

 

Este pueblo nos encantó, la gente es tranquila y debido a que los turistas que llegan aquí no son muchos, son tranquilos y abiertos a mostrarte aquello sobre lo que tengas curiosidad.

Nuestra salida a la selva fue también toda una aventura y una buena experiencia. Cuando comenzamos a andar hacia mucho calor pero como los guardas nos dijeron, en la selva nunca hace calor, estás siempre rodeado de árboles enormes, no ves la luz del sol. Tuvimos la suerte de que Aman, uno de los guías había estudiado botánica con especialización en plantas medicinales, por lo que nos explico y nos dio los nombre de todo lo que se nos ocurrió preguntarle… que no era poco! Una de las cosas más curiosas fue encontrarnos con el árbol de la Quinquina  ( Cinchona ledgeriana) un árbol con fuerte propiedades medicinales sobre todo conocida su amarga corteza para el tratamiento de la malaria.

La verdad que de Seredou toda su historia nos sorprende, porque en los años 60 debía ser un lugar con un montón de actividad. A la gran serrería de la que ya hable en el comienzo se le une una gran fábrica de quinina que estaba también en este pueblo. Fue creada en 1954 y cerrada en 1985. Allí trabajó toda su vida como botánico el padre de Aman. Todos los empleados fueron formados en Alemania y durante mucho tiempo funcionó a la perfección junto con otras tres fábricas repartidas en Francia. En los 80 todo comenzó a cambiar con el nuevo presidente y ahora mismo todo está al abandono ( todos los edificios y las más de 200 hectáreas plantadas de este árbol de las que todavía se puede encontrar algún resto).

En la actualidad, como en la mayoría de las zonas interiores de la África que nosotros hemos conocido, no hay ninguna fabrica, nada que mueva un poco la economía, por lo que la mayoría de la gente en edad de trabajar para la familia se acumula en las grandes ciudades ( donde el número de fábricas transformadoras de materias primas o productoras es mínimo). Aquí solo interesa extraer y exportar, si acaso luego importar de nuevo el producto ya transformado a precios inaccesibles para la población local.

La biodiversidad que te encuentras dentro de la selva es inmensa, entre los grandes árboles que vimos tengo que destacar el fromager ( Ceiba pentandra) y la Dabena (Piptadeniastrum africanum).

Tras estos días con los forestales de Guinea nos pusimos rumbo a la frontera con Costa de Marfil, y su conocido Monte Nimba. Este monte es la cima más alta del país, compartida con Liberia y Costa de Marfil, es una reserva natural estricta, lo que quiere decir que en gran parte del parque en principio solo se puede acceder a ella por motivo científico y en otras  partes con guías. Queríamos ir en concreto a Bossou donde hay un centro de protección del chimpancé que también se encuentra por esta zona para tener la información y saber si podríamos verlos además de acceder a hacer un pequeño trekking por el monte Nimba.

Esta vez quien nos recogió en autostop desde Seredou fue una de esas sorpresas que ya nos han tocado alguna vez más. Era un hombre que con su coche particular hacia taxi, pero que al contarle nuestra historia decidió llevarnos 80 km hasta la ciudad más grande  donde él se dirigía antes de la frontera, Nzerekore. De esta ciudad a la pequeña lola donde encontraremos el desvío a Bossu nos cogieron dos coches diferentes de guineanos que aceptaron a avanzarnos. Llegamos a Bossu ya con la noche, estábamos a unos 10 km con la frontera de Liberia y no nos sentíamos de la misma forma.. a las personas les extrañaba verte allí y ha muchos les venía su paranoia de espías.

Pese a esto, fuimos al centro del chimpancé donde nos dejaron pasar la noche en una habitación por unos 7 euros, al dia siguiente despues de pasar una hora hablando con el “director” partimos directamente direccion Costa de Marfil.

En resumen podemos decir que lo único que quisieron de nosotros fue dinero y más dinero sin un servicio lógico. Ni siquiera nos permitieron pasear por la zona declarada de tránsito de la reserva, según los mapas, si no contratamos el tour para ver los chimpancés o pagasemos algo por eso. Este tour era de unos 80 euros y después si queríamos acceder a la reserva también debíamos pagar lo mismo y siempre ir acompañados, en todas las zonas.  Finalmente el plan no nos convencio asi que directamente nos pusimos rumbo al pueblo anterior a la espera de que algún coche nos atravesara a Costa de Marfil.

Una vez más la cosa no se ponía fácil… estuvimos esperando más de 5 horas sin que pasase un solo coche privado. Como de costumbre mucho calor y rodeados de niños y niñas, como extra el espectáculo del león típico de la religión tradicional, un hombre se disfraza de león y va corriendo por el pueblo atrapando gente para luego pedirles dinero.

Junto a esto, todoterrenos de chinos y más chinos que son los que se encargan de construir en la actualidad la carretera que une Guinea con Costa de Marfil… aunque nos hubiesen podido avanzar un poquito estos no se paran!! Cuando ya vimos que se comenzaba a hacer tarde y tratándose sólo de 30 kilómetros finalmente decidimos aceptar la oferta que un chico de los moto taxi nos había hecho. Le habíamos contado nuestro proyecto, y el muy honesto nos había dicho que gratis no nos podía llevar, pero que como excepción y por participar nos llevaba al precio que costaba la gasolina, es decir nosotros pagamos la gasolina hasta el sitio y listo.

Atravesar esta frontera fue una locura para los sentidos… el trayecto se hacía largo yendo en moto por ese camino pero mereció la pena. La imagen que te da ese paisaje es la imagen que tienes dentro de ti de una zona deforestada del amazonas por ejemplo. Es un camino de tierra roja, super verde alrededor ( es selva) pero completamente deforestado en los bordes con grandes árboles tirados como motivo de la carretera que están construyendo los chinos. De vez en cuando entras en túneles naturales creados por los grandes bambúes que se encuentran a ambos lados de la carretera, y al principio de partir la vista era el imponente Monte Nimba con su verde color tan característico.

 

Cuando llegamos a la frontera nos recibieron los soldados con mucha sorpresa de ver a dos turistas allí po rlibre, yo estaba demasiado distraída para escucharles mirando los 3 escorpiones GIGANTES que tenían muertos atados del aguijón en la valla que atravesamos para pasar a Costa de Marfil… eran GIGANTES!!

Sin ninguna complicación nos encontrábamos en Costa de Marfil y esta vez con otro chofer de moto nos dirigimos en el mismo dia al pueblo más cercano con la idea de pasar la noche alli … pero eso vendrá en la proxima parte!

 

*Production local de aceite de palma:

Frutos recien recogidos de las palmas en la nave
Se ponen a hervir los frutos largo tiempo con agua en grandes bidones con bambu como combustible
Nuevo bambu para mantener el calor

Una vez calientes vuelta a la nave donde se meten en una maquina que los prensa y donde despues sale el liquido, aceite
Prensado y salida del aceite y de los restos del fruto
Aceite listo

 

///

Siempre hay sitio para una gallina
Estamos en la Guinea Forestal y el chofer viene desde Conakry, que mejor que pararse aqui para comprar unos machetes made in Brasil
La cafeteria del pueblo
Familia que se instalaba en la selva durante diferentes periodos para recoger el fruto de la palma
Esperas de autostop
Arroz
Los ninos vuelven a los poblados despues de la escuela
Thomas rodeado de una plantacion de palmeras importadas de Costa de Marfil para la produccion de aceite de palma. Son muy bajitas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!